domingo, 1 de junio de 2014

BACK TO BLACK: LITTLE RICHARD'S GREATEST HITS, RECORDED LIVE

El fichaje del Sr Richard Penniman, alias Little Richard, para Okeh parecía el empujón que necesitaba el rockero tejano para impulsar una carrera que cada vez iba a menos; la máquina producir hits Motown y Stax acaparaban la listas de éxitos, tanto la de blancos como la de negros; los excesos que se le atribuían en todo vicio posible lo ponían en el ojo del huracán de una sociedad puritina y racista como la norteamericana, y que acabaría con una dolorosa expulsión de su propia iglesia al inicio de los años 70. Con semejante panorama al bueno de Richards no le queda otra cosa que embarcarse en constantes giras de salvaje rock and roll donde demostraba que había pocos que le pudieran hacer sombra sobre el escenario respaldado por un repertorio de infarto y por una banda de farloperos de lujo: Johnny Guitar Watson a la guitarra, Billy Preston al órgano, Eddie Fletcher al bajo y con la producción ese gánster músico que fue el gran Larry Williams. Y de aquí sala una auténtica obra maestra que junto al Live at The Apollo (1963) de James Brown, el Live At the Copa (1964) de Sam Cooke son piedras angulares de la historia del rythm & blues. Tenemos a un Little Richard en forma, relajado, dominando la situación; sin descanso se embarca en una sucesión de temas, sin pausa y unidos por su clásico "Ooooh My Soul!" o "My, my, my...!". El repertorio es tan grande y brutal que una vez pinchado el disco no hay manera de pausarlo: Lucille, Tutti Frutti, Miss Molly, Jenny Jenny, Who Lotta Shakin', etc. Grabado en directo en los estudios de la CBS de Hollywood en 1967; poco años después te lo podrías encontrar vendiendo biblias a domicilio para redimir sus pecados de rockero indomable.

5 comentarios:

bernardo de andres herrero dijo...

Joder ayer estaba con Jerry Lee en directo y ahora esta animalada y es que desde luego es dificil sostener la maxima de de que los nuevos tiempos son mejoresQuiero ver a las grandes estrellas de ahora marcarse directos como los de antaño y es que las horas de suscios tugurios de dobles sesiones tienen sus frutos. me lo voy a pasar en grande este finde con estos discos

Rafa dijo...

Pues the Okeh Sessions es mi disco favorito de la reina, osea que vamos a por este directo. un saludo,

Rick dijo...

Decididamente, los músicos como este eran de otra pasta. Tal vez porque empezaron con todo en contra (y más aún en el caso de un negro a mediados de los años 50). Se les podrá reprochar que nunca buscaron la más mínima evolución, pero probablemente tampoco lo necesitaban: son lo que son, el emblema de un género, y no hace falta pedirles más.

Johnny J.J. dijo...

Cojonuda la versión en directo que has puesto del gran Little Richard. Por cierto, hace un par de años más o menos descubrí el disco oculto del pequeño Richard, del 73,"Right now", si no lo controlas te gustará. Es difícil de localizar, si quieres algo me das un toque por alguna senda. Abrazo.

AntonioR dijo...

Pues sí Johnny, creo que ese disco es en el que aparece un dibujo magnífico de Richard; pero no lo tengo muy presente, lo pillé por internet...buscaré entre mis archivos, jeje...saludos